Frases Celebres

Frases Celebres de Blaise Pascal

" Sólo conozco dos tipos de personas razonables: las que aman a Dios de todo corazón porque le conocen, y las que le buscan de todo corazón porque no le conocen. "
" Es sin duda un mal, estar lleno de defectos; pero es todavía un mal mayor estar lleno de ellos y no quererlo reconocer, porque es añadir todavía el de una ilusión voluntaria. "
" La desgracia descubre al alma luces que la prosperidad no llega a percibir. "
" Ni la contradicción es indicio de falsedad, ni la falta de contradicción es indicio de verdad. "
" Por muchas riquezas que el hombre posea y por grandes que sean la salud y las comodidades que disfrute, no se siente satisfecho si no cuenta con la estimación de los demás. "
" La justicia sobre la fuerza, es la impotencia, la fuerza sin justicia es tiranía. "
" Aquel que duda y no investiga, se torna no sólo infeliz, sino también injusto. "
" ¿Qué es el hombre dentro de la naturaleza? Nada con respecto al infinito. Todo con respecto a la nada. Un intermedio entre la nada y el todo. "
" Cuando leemos demasiado deprisa o demasiado despacio, no entendemos nada. "
" El primer efecto del amor es inspirar un gran respeto; se siente veneración por quien se ama. "
" El hombre está dispuesto siempre a negar todo aquello que no comprende. "
" Nuestra imaginación nos agranda tanto el tiempo presente, que hacemos de la eternidad una nada, y de la nada una eternidad. "
" Dos excesos: excluir la razón, no admitir más que la razón. "
" Estando siempre dispuestos a ser felices, es inevitable no serlo alguna vez. "
" El corazón tiene razones que la razón ignora. "
" El mundo está lleno de buenas máximas; sólo falta aplicarlas. "
" La conciencia es el mejor libro moral que tenemos. "
" Cuando no se ama demasiado no se ama lo suficiente. "
" Nuestra naturaleza está en movimiento. El reposo absoluto es la muerte. "
" Prefiero equivocarme creyendo en un Dios que no existe, que equivocarme no creyendo en un Dios que existe. Porque si después no hay nada, evidentemente nunca lo sabré, cuando me hunda en la nada eterna; pero si hay algo, si hay Alguien, tendré que dar cuenta de mi actitud de rechazo. "